Archivo de la etiqueta: cultura

Deporte y cultura: concurso de cuento de lucha libre

Por Victoria Sandoval

Con el propósito de unir el mundo de la cultura y de nuestras tradiciones mexicanas junto con el deporte el Consejo Mundial de Lucha Libre (CMLL) convoca a todos los niños de entre 7 y 12 años a dejar volar su imaginación para participar en el primer concurso de cuento infantil sobre Lucha libre.

IMG_4439

Este lunes por la mañana tuvo lugar una rueda de prensa durante la cual el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (CONACULTA), el  Instituto Nacional de las Lenguas Indígenas (INALI) y el CMLL presentan el concurso “A 2 de 3 cuartillas” dirigida a niños mexicanos que hablen español o cualquiera de las lenguas indígenas nacionales.

Durante el evento, Gala Lutteroth directora de relaciones culturales, Karina Romero presidenta de la Comisión de Box y Lucha Libre del municipio de Puebla, junto con varios luchadores como Ángel de oro, Blue Panther, Tigre Rojo Jr, Rey Apocalípsis entre otros, invitaron a que los papás motiven a sus hijos a ser parte del universo de la lucha y lo plasmen con su creatividad en un cuento, mismo que puede ir acompañado con ilustraciones.

IMG_4423

Los premios incluyen tablets, pases cuádruples de distintas duraciones para cualquiera de las arenas, máscaras autografiadas por sus luchadores favoritos y paquetes de regalos. Los cuentos ganadores serán ilustrados y publicados en un libro conmemorativo de la CMLL el próximo año, por su parte los ganadores asistirán a una ceremonia de premiación y función especial de aniversario para convivir con sus ídolos en la Arena México el 18 de septiembre de 2015.

Puedes consultar las bases completas del concurso aquí

Anuncios

Por supuesto, pero tal vez…

Defensores de los animales - El Santo Nerd
Defensores de los animales – El Santo Nerd

por José Luis Dávila

No tenía más de cinco años cuando vi en el Relicario la primera corrida de toros de mi vida. Sinceramente, no entendí ni un carajo, pero hubo dos momentos cruciales: uno, cuando salió el hombre vestido en traje de luces, dueño de la plaza, y todos aplaudimos. Mi abuelo se veía emocionado, así que me emocioné por solidaridad, pero más por el asombro de nunca antes haber sentido esa especie de comunión total. Había algo más que en ese momento salía de mi alcance pero con el tiempo pude aprehender. Era maravilloso ver cómo el tipo en el ruedo se enfrentaba a una bestia enorme, una bestia que medía bien sus ataques y arremetía con toda la fuerza, y aún así, la elegancia del hombre era superior. Era una batalla plena, a muerte, como es todos los días en cada uno de nosotros la lucha entre las emociones y la racionalidad. La segunda cosa es que el toro encontró el modo de saltar las vallas y llegó hasta las primeras gradas; hubo espanto general, pero como niño uno no se da cuenta del peligro real de las cosas, y esperaba que el toro llegara hasta mi lugar para poder acariciarlo.

Por la misma época, era asiduo a las funciones de circo. Me encantaba escuchar al auto feo y casi hecho polvo perifoneando horarios y precios. Brincaba de la emoción al ver instalarse la carpa, pues uno que otro circo se asentaba cerca de mi casa, y quería ser parte de todos los que se encargaban de crear ese universo. Podía acercarme a animales que veía en las películas, animales que creí nunca poder conocer por los miles de kilómetros entre ellos y yo. Era espectacular verlos actuando en la pista, acompañados de los payasos, de los trapecistas, de las edecanes. Y los magos. Y los vendedores de lamparitas. Y ese olor a fertilizante. Cada función a la que he asistido ha sido una experiencia llena de color y dinamismo que deja en el corazón una incisión de nostalgia. El circo tradicional, ese al que casi todos alguna vez fuimos, para mí es una pintura viva.

Ahora, cada que leo un pronunciamiento contra estas dos expresiones culturales, siento que los argumentos expuestos al respecto son completamente vacuos. Los defensores de los animales tienen un buen punto, la crueldad y el maltrato contra cualquier especie están mal, y concuerdo, por supuesto que está mal, tienen razón, es despreciable, es abominable, es un mal que nos ha dado la consciencia ambiental el de saber que pese a ser la pretendida cima de la cadena evolutiva no tenemos derecho a tratar a otras especies como se nos venga en gana. Yo apoyo todo eso, sin duda, pero no puedo pensar tan cerradamente como la mayoría de los defensores de animales. No puedo evitar la criticidad e imparcialidad que emana del condicionante al “por supuesto” de las líneas anteriores, este condicional es un “pero tal vez” en donde reside la vacuidad de los argumentos.

Ringling Bros. - Imagen pública
Ringling Bros. – Imagen pública

Tal vez no todos los circos maltratan a los animales, es decir, uno de ellos, el Ringling Bros, hasta será indemnizado por los ataques sufridos al respecto durante catorce años. Esto quiere decir que tal vez la gente del circo está siendo afectada gravemente en su trabajo por denuncias no probadas y que incluso puede que sean falsas. Tal vez las mismas protestas en contra del circo generan bajas en la venta de entradas, lo que se traduce en las malas condiciones que viven no sólo los animales, sino que quizá a los mismos artistas y trabajadores de la empresa. Tal vez lo que se necesita es una buena regulación de las actividades y no la censura de ellas.

Por su parte, tal vez las corridas de toros no son lo que parecen. Tal vez es porque la mayoría de los defensores de animales no se interesan por conocer las reglas de las corridas y todo el universo que conlleva. Tal vez haya que pensar en el mercado de la carne de los toros de lidia, porque pese a la dureza de la misma, hay quienes disfrutan de comerla. Tal vez haya que reflexionar el contexto entero desde el cual las corridas son vistas, no como una barbarie sino como un rito ancestral. Un espectáculo en el que se pone a prueba al hombre frente a lo salvaje. Una forma de decantar la adrenalina. Tal vez es un método de para sacrificar al animal, como se sacrifican miles y miles en los rastros de todo el mundo a diario, pero con estilo y elegancia para ambos: el carnicero tratando de ejercer la profesión con arte, el animal teniendo derecho de defenderse y ganar su vida. 

Toros - Imagen pública
Toros – Imagen pública

A final de cuentas, el más grande “tal vez” que afecta a ambas cosas es que quienes se oponen a los circos o a las corridas están ayudando a matar una parte importante de la cultura. Habrá quienes se escuden en decir que los espectáculos circenses modernos se centran en las habilidades del actor circense, en lo que éste es capaz de realizar con su cuerpo y en relación a diversos aparatos, que por demás es loable y de gran valor. Pero eso no es el circo tradicional, el circo que está centrado en entretener por medio del exotismo, que está hecho para maravillar por medio de la ilusión. Y para aquellos que digan que las corridas de toros son brutales, bueno, todos los elementos estéticos y simbólicos implicados, imposibles de explicar a detalle en un espacio reducido, deberían ser puestos a consideración.

Tal vez quienes creen ser los más racionales al estar contra estas formas culturales, sean quienes están en el error. Sólo tal vez.

Talleres infantiles del Museo Amparo

por Victoria Sandoval

Este miércoles cinco centros asistió a la presentación de los talleres de abril ¡Niños en acción! que ofrece, como cada año, el Museo Amparo.

Estos talleres están pensados como una actividad lúdica para todos los niños de entre 5 y 12 años que se encuentran de vacaciones, en esta ocasión los talleres se titulan ¡Niños en acción! porque la intención es que ellos experimenten con diferentes técnicas y materiales algunas temáticas sobre el arte mexicano, además en el museo van a elaborar algunos objetos que se podrán llevar a su casa como recuerdo.

Talleres infantiles
Talleres infantiles

Tras inscribirse los niños tienen acceso a 4 talleres por día, cada uno dura una hora, podrán elegir de entre 8 talleres diferentes que son:

Arqueología: en este taller van a crear, rescatar, preservar y registrar la evidencia arqueológica del México prehispánico. La intención es que ellos conozcan cómo se hace un rescate arqueológico, cómo se reconstruye una pieza entre otras actividades.

Restauración: dar vida a los objetos que, por el uso o por algún accidente, han perdido alguna de sus partes o han sufrido algún daño. Aprenderán a reconstituir las partes que ya no existen de pinturas, marcos y vasijas.

Artesanías: elaborar obras de arte popular, trabajar con técnicas de la diversidad cultural poblana como es la talavera, árboles de la vida y papel amate.

presentación del taller de artesanías
presentación del taller de artesanías

Pintura: crearán réplicas de algunas obras del museo, por ejemplo de Frida Khalo y Diego Rivera, usando diversas técnicas como pastel, acrílico y acuarela. Van a aprender cómo se tensa el papel, se monta el caballete y sobre la propia técnica.

Arquitectura: registrar el tipo de arquitectura del centro histórico. Van a crear reproducciones de fachadas y maquetas con estilo virreinal, neocolonial o arquitectura del siglo de oro, la idea es que reconozcan estilos y trabajen con diferentes materiales.

presentación del taller de arquitectura
presentación del taller de arquitectura

Joyería: técnicas de cincelado, repujado para crear joyas y ornamentos, harán una cajita con la técnica del mosaico de la ciudad de Taxco y collares con cuentas.

Títeres: van a dar vida a algunos personajes usando tela, papel, hule espuma, en este taller harán, por ejemplo, el títere de Carlos V, un Quetzalcóatl, títeres de dedo, etc.

Danza y música: rescatar algunas danzas aztecas, rituales, escudos, danza del venado. Van a elaborar su chimalli, luego harán el ritual y la danza.

Se espera la asistencia de 80 niños diarios, que se podrán inscribir en las taquillas del museo. Las fechas para los talleres son estas dos semanas de vacaciones, del lunes 14 al jueves 17, se descansa el viernes santo y continúa toda la siguiente semana del 21 al 25 con un horario de 10 de la mañana a 2 de la tarde.

 

Hecho en -ojalá no, pero sí- México

Hecho en México - Póster
Hecho en México – Póster

por Andrea A. Rivas

Dos años tardé en ver la cinta, largometraje, pseudo-documental o mega-videoclip del director Duncan Bridgeman, Hecho en México, y no. No. No…

Pero a ver, es que hay que analizar un poquito qué es lo que está pasando porque esto no puede ser. Vamos allá.

Esta curiosa dicotomía que Bridgeman presenta en la que lo folklórico es lo bueno y el resto lo malo, lo pervertido, lo gris, lo tachable… me parece tan absurda como hipócrita, siendo este un “documental” con producción de Emilio Azcárraga.

Pero no podemos decirlo a la ligera. Es un gran problema, planteado ya desde hace muchísimos años, el de la identidad del mexicano, y es que seguimos neceando, por un lado, sintiéndonos bien nativos, hijos de Quetzalcóatl, españoles-hijos-de-la-chingada-que-vinieron-a-jodernos y por otro lado, viva el rock, viva mi iphone 20, viva mi té ultra nice importado de tierras exóticas y el chocolate suizo es más chingón.

Hay una escena particular en la no pude evitar reír: tomas de Amandititita y unos hipsters cuya agrupación o procedencia desconozco y los cuales, además de los lentes claramente no-made in Tepito, poseen y hacen uso de una brillante y blanca Mac. Esta escena precede a la canción que canta “tan lejos de Dios, tan cerca de United States…” …¿Neta? ¿Sí hubo un encargado de edición? O simplemente saben que el público mexicano suele ser un público mediocre que no analiza lo visto y se siente contentísimo creyendo que es súper intelectual cuando le ponen un filme masticado que hace sentir que se piensa, que se es crítico y entonces se conforma con aplastarse con palomitas a engullir y aplaudir la información absurda que les entra por la córnea?

Hecho en México - Fotograma
Hecho en México – Fotograma

El mexicano del filme no tiene idea de quién es. Intenta defender la identidad de indígena y se aleja de la identidad del ciudadano; nos dividimos en vez de hacernos parte de la unidad de una cultura polifacética, híbrida y completa. Porque además de mentar madres el consumismo patrocinado por nuestros vecinos de gringolandia, nos encanta tener Converse y ver a Woody Allen, ¿o qué no..? Las culturas ajenas no son tan ajenas, nos componen también, se vuelven parte del imaginario colectivo que nos hace ser los mexicanos que somos, nos guste o no nos guste. Que Hecho en México no venga a decirnos que sólo el mexicano es chingón cuando necesita pedir la actuación de Adanowsky en el metro para completar su filme, cuando filma con tecnología, estoy segura, no hecha en México y cuando presenta realidades tan ambiguas como falsas de un México donde Diego Luna y Chavela Vargas son las autoridades máximas que firman nuestro destino como paisanos.

Entre los tantos absurdos presentados en el filme se encuentra el del dinero. Hay una victimización del mexicano, afirmando primero que no necesita el dinero para ser feliz, quejándose luego de su pobreza a causa de los que tienen el poder… De nuevo la identidad. Mexicanos víctimas. El dinero termina pintándose como un inalcanzable y al mismo tiempo, símbolo del mal…

Hay ocho millones de escenas, temas y asuntos de este documental en torno a los que podemos hacer polémicas, pero no. El punto no es que venga yo a decirles cada razón por la cual creo que Hecho en México es un trabajo nefasto, el chiste es que, si lo miran, lo hagan con ojos críticos y no contentos con todo el intelectualismo falso con que se anuncia.

Y qué les digo. La cosa es que nos han metido en la médula esta cuestión de no saber quiénes somos ni a dónde vamos y en vez de mirar todos estos conflictos como algo que está, los miramos como algo intocable, terrible. La globalización está, así como está la maravilla de nuestras tradiciones, lo nefasto de este “documental”, trágicamente, también está y la única pregunta que verdaderamente debería ocuparnos es, ¿qué vamos a hacer con esto? ¿Cómo vamos a usarlo..?

Hecho En Mexico - Todos  los pósters
Hecho En Mexico – Todos los pósters

Ficha técnica

Hecho en México
(México, 2012)
Dirección: Duncan Bridgeman
Con: Daniel Giménez Cacho, Diego Luna, Juan Villoro, Julieta Venegas, Kinky, Lupe Esparza, Rubén Albarrán, Adanowsky, Lila Downs, Laura Esquivel, Los Tucanes de Tijuana, Tito Fuentes, Elena Poniatowska
Guión: Duncan Bridgeman
Fotografía: Gregory W. Allen, Lorenzo Hagerman, Alexis Zabé

NOTA: Por amor del santo al que le recen, que se entienda que no pretendo hacer un juicio sobre la existencia de ningún artista presentado por el filme. La crítica es a la dirección, producción, etc, y no a los juicios individuales de los sujetos que aparecen en él.

Plataforma Contemporánea: Una Nueva Vía de Economía y Desarrollo Cultural

Plataforma Contemporánea - Logo
Plataforma Contemporánea – Logo

Boletín de prensa

Plataforma Contemporánea de Arte + Cultura es una asociación civil sin fines de lucro que promueve la educación cultural como medio de prevención social, así como el desarrollo del arte contemporáneo y la literatura en comunidades. La asociación, mejor conocida como PLATAFORMA, es dirigida por la historiadora del arte Dea Arjona, quien resalta que:

“La Plataforma nace como un lugar de encuentro donde los creadores pueden iniciar su carrera artística y literaria, desarrollar y fortalecer su trayectoria, generar encuentros con la comunidad y crear un archivo que permita el desarrollo de programas culturales sustentables en el futuro. La Plataforma es un espacio donde se atienden las necesidades de educación cultural en las comunidades, buscando descentralizar la producción artística y literaria en México permitiendo una educación cultural que promueva el desarrollo de sujetos críticos y reflexivos con mayores oportunidades laborales. “

El comité de asociados está conformado por: Ricardo Cervantes Vargas, socio de Chévez, Ruiz y Zamarripa, miembro de la Comisión de Derecho Fiscal y Finanzas Públicas de la BMA y del Comité de Derecho Fiscal de la ANADE. Adolfo González Olhovich, director general de TM Sourcing. Pedro E. Arjona, director general de DEISA S.A. de C.V. Dicho comité ha brindado a la Plataforma una estructura legal, financiera y administrativa sólida que permite el desarrollo de programas y proyectos sustentables.

Grupo de Trabajo - www.plataforma.org.mx
Grupo de Trabajo – http://www.plataforma.org.mx

La Plataforma cuenta con 5 programas:

1. PROGRAMA CREADORES: programa académico gratuito que dura 1 año y está enfocado en artes visuales, nuevos medios y literatura.

2. PROGRAMA ARTÍSTICO Y CURATORIAL: programa donde se invita a artistas consolidados y curadores a que realicen proyectos con y en las comunidades.

3. MESA DE ESTUDIOS: programa que busca acercar a las comunidades el arte contemporáneo y la literatura a través de talleres, capacitaciones de docentes y gestores culturales.

4. PROGRAMA EDITORIAL: publicaciones que dan cuenta de la producción cultural que se gesta en las comunidades y en las zonas de exclusión, así como archivos de prácticas y métodos que han fomentado el desarrollo cultural en México.

5. PROGRAMA DE COLECCIONISMO: programa que busca generar nuevas dinámicas de economía cultural a través de un modelo de venta de obras que genera flujo y ganancia entre los distintos actores culturales. 50% del valor de la obra es deducible de impuestos para el coleccionista y es destinado a los programas en las comunidades. El 50% restante es para que el artista siga desarrollando su carrera como creador.

Simulacro - Fotografía de Sebastián Pérez Rivera
Simulacro – Fotografía de Sebastián Pérez Rivera

A un año de haber iniciado actividades la Plataforma ha desarrollado 3 talleres integrales de arte y literatura que beneficiaron a 95 niños y jóvenes. Dos exposiciones de arte, una presentada en el Museo José Luis Cuevas (D.F. 2012) y la segunda en el festival Entijuanarte (Tijuana, 2013) donde se exhibieron obras de los creadores del Reclusorio Oriente. Un mural de 1250 m2 liderado por el artista Libre HEM, en la fachada de la secundaria Antonio Carrillo Flores en Chimalpa, Cuajimalpa. El primer Programa Creadores 2013-2014 con 30 alumnos de artes visuales, literatura y nuevos medios. El Programa de Coleccionismo que cuenta con obra de más de 30 artistas entre los cuales se encuentran:

Alejandra España
Alejandro Berea
Ángela Leyva
Carlos Jaurena Ross
Cassandra de Santiago
Christian Castañeda
Daniel Navarro
Dhear
Eduardo Alcobé
Eugenia Martínez
Gustavo Rodríguez Nava
Javier Areán
Jimena Rincón Perezsandi
Jorge Moedano
Katnira Bello
Libre Gutiérrez
Lorena Camarena
Marco Zamudio
María García Ibáñez
Miguel Ángel Cordera
Miguel Rodríguez Sepúlveda
Minerva Ayón
Pilar Cárdenas
Rafael Gaytán
Rafael Uriegas
Ricardo Atl
Sebastián Pérez Rivera
Sofía Echeverri
Tania Ximena
Tatiana Musi
Víctor Pérez-Rul Altamirano