Entrevista a Magaly Tercero - Fotografía por Gerson Tovar Carreón

La vocación de escribir: entrevista a Magali Tercero

Como parte de las actividades del Consejo Estatal para la Cultura y las Artes de Puebla (CECAP), Magali Tercero (reconocida cronista y presidenta de PEN Club México) ofreció un taller de cuento real (o crónica) en la ciudad, en el marco del cual pudimos entrevistarla. Aquí lo que nos dijo:

José Luis Dávila: Para empezar, después de leer sobre tu carrera, y leer algunos de tus libros, creo que una pregunta fundamental sería, ¿por qué la crónica, por qué este tipo de periodismo?

Magali Tercero: Pues supongo que fue una vocación. La primera crónica que escribí fue en 1991 pero yo no sabía que era una crónica, yo pensaba que estaba haciendo un reportaje y de pronto alguien me hizo notar que estaba escribiendo crónica. Ahora, había leído crónica, desde luego. Cuando yo estaba en la preparatoria había libros que había que leer de rigor: había que leer a Ricardo Garibay, había que leer a Elena Poniatowska, había que leer a Vicente Leñero, todos eran excelentes periodistas; había que leer a Jorge Ibargüengoitia que tenía una columna muy interesante, en fin. Entonces, yo creo que tiene que ver con una vocación y que de pronto uno descubre en qué cajoncito de la vocación de escribir está uno colocado.

JLD: ¿Y, en México, cómo crees que han sido recibido este tipo de textos?

MT: Bien, bien. Hace mucho que se escribe muy buena crónica en Méxic; tenemos una gran tradición: desde Bernal Díaz del Castillo, Hernán Cortés y, después, tenemos los liberales a fines del siglo XIX, Guillermo Prieto, Ignacio Altamirano, tenemos gente de primera, todos estos que menciono son gente de primera en relación al género de la crónica. Claro, ha cambiado mucho la crónica y ahora hay muchas maneras de hacer crónica y de hacer periodismo narrativo, pero han existido toda la vida

JLD: ¿Qué piensas del papel de la crónica, ahora por ejemplo que ganó Alexiévich el premio Nobel?

MT: Sí, fíjate que de alguna manera es un reconocimiento al periodismo narrativo. Estoy leyendo simultáneamente dos de sus libros y ella lo que hace es articular, enlazar y tejer, con mucha fineza miles de testimonios sobre las mujeres que fueron a la guerra en la segunda guerra mundial, los rusos contra los nazis, de la gente que vivió la caída del imperio soviético, por decirlo de alguna manera. Es un tejido muy muy fino a base de testimonios, entonces de alguna manera es un reconocimiento muy grande al periodismo narrativo y eso está bien en el sentido de que le da un gran impulso.

Entrevista a Magaly Tercero - Fotografía por Gerson Tovar Carreón
Entrevista a Magaly Tercero – Fotografía por Gerson Tovar Carreón

JLD: Ya que mencionas eso, la idea del periodismo como fuente de historias, como una especie de narración, ya no solamente para una nota, para un artículo, sino para la vida cotidiana, ¿qué tan importante crees que va a ser con todos los cambios mundiales que hay y todos los problemas que estamos enfrentando?

MT: El periodismo narrativo siempre va a estar un poquito relegado, no importa cuánto se le estimule desde diversas fundaciones, la de García Márquez, por ejemplo. De todas maneras no es algo, no sé cómo decirlo: ahorita es su mejor momento pero al mismo tiempo no es verdad que la gente lea mucho periodismo narrativo. Lo que pasa es que sí tiene un papel muy importante porque tiene la capacidad de iluminar zonas que normalmente los ciudadanos que queremos estar al pendiente de lo que sucede no tenemos manera de acceder; tiene la particularidad de irse a los pliegues de la vida privada y articular la vida privada en función de la vida pública. Es importante, el periodismo es muy importante y el narrativo también lo es, pero siempre va a tener un nicho, un lugar diferente al que tiene la literatura. Se venden muchas más novelas que de periodismo narrativo. Sin embargo, en la coyuntura actual de México pues sí se han vendido muchísimas obras de periodismo narrativo porque ha sido el tema del narcotráfico, el tema de Ayotzinapa, en la coyuntura actual todo eso es muy necesario.

JLD: Esta idea de los temas del periodismo narrativo, al menos en México, como el caso de Tryno Maldonado que sacó lo de Ayotzinapa…

MT: Sí, y él es escritor; hay muchos escritores que han empezado a hacer crónica y se están insertando en este especie de boom de la crónica. Quiero leer ese libro porque también son testimonios, parece que bien hilados, quiero leerlo porque pasó varios meses allá en Ayotzinapa. Hace rato estaba en el zócalo y alcancé a ver a la caravana que anda circulando por varias ciudades recordando la fecha, hoy 26 de enero.

JLD: Y bueno, igual esta idea de la tradición, es una tradición oral la que recoge el periodismo narrativo, como recientemente aquí en la ciudad hubo una exposición de Ilán Lieberman sobre San Miguel del Progreso y sobre cómo trataba de conjuntar esta idea de tradición oral con el arte. ¿Crees que este tipo de híbridos también puede generar el periodismo narrativo? Como de tratar de reflejar una realidad pero sin ser politizado, sin ser tomado por grupos que tienen otros intereses.

MT: Pues sí, sí puede, pero desafortunadamente todo se politiza, es muy difícil que no se politicen las cosas. Pero sí, desde luego que puede reflejar la realidad tratando de conservar cierto centro, no de ser objetivos porque es imposible, pero sí de conservar cierto centro.

Entrevista a Magaly Tercero - Fotografía por Gerson Tovar Carreón
Entrevista a Magaly Tercero – Fotografía por Gerson Tovar Carreón

JLD: Sobre tu nueva posición en la presidenta de PEN Club…

MT: Acabo de ser elegida como presidenta del PEN por el próximo periodo de tres años y bueno, además de que es una misión, una encomienda, es un cargo honorario; somos muy pocos los voluntarios pero además de continuar con las tareas tradicionales e históricas del PEN internacional creado en 1921 en Londres, además de eso, que son difundir la literatura y defender la libertad de expresión, que son fundamentales ambos, un capítulo importante de PEN internacional es la defensa y cobijo de escritores perseguidos. Pero sí, como periodista, como cronista me interesa mucho poner un énfasis, no solo en los periodistas asesinados, que ya lo tiene desde hace seis años PEN México, sino hacer énfasis y hacer voltear la atención hacia el periodismo narrativo y la crónica, que son diferentes.

JLD: PEN se dedica a procurar la libertad de expresión y en estos tiempos deberíamos hablar como de la función de la libertad de expresión. ¿Qué tan real es y qué tanto PEN puede hacer por ello?

MT: Es muy difícil, hoy recibí un mail de PEN internacional, agradeciendo que finalmente nos sumamos muchos países a una lectura internacional de poesía simultánea, se dio simultáneamente en 128 sedes de PEN internacional, en 48 países, se dio simultáneamente y agradeciendo y diciendo que ojalá este esfuerzo global sirva para algo. Entonces tu pregunta yo la entiendo perfectamente porque en el DF, en el ex DF, se realizó la lectura con 25 poetas, con autores, fue algo muy interesante, estuvo lleno todo el tiempo, todo fue muy bueno pero en el fondo uno se pregunta: ¿qué tanto va a servir esto para que no decapiten al poeta Ashraf Fayad? Que por cierto, tú que preguntas sobre cruce de géneros, es poeta, curador y artista, pero, ¿qué tanto va a influir? Es lo que me mencionaban en el mail “esperemos que esto funcione” y uno sabe que sobre un gobierno religioso que acusa a alguien y decide decapitar a alguien por no creer en el profeta Mahoma o en dios, uno sabe que no es fácil incidir con 128 lecturas de poesía mundial, pero hay que hacerlo, hay que hablar y que pasar la voz, hay que hacerlo.

JLD: ¿Qué proyectos tienes para PEN en los próximos meses?

MT: Va a haber pronto una premiación simbólica, todo en PEN es honorario y eso tiene su valor, va a haber una premiación, estamos ya eligiendo candidatos para los premios de excelencia literaria y periodística. Esto ya existe desde hace varios años, esta premiación que se hace y que es simbólica y honoraria. Ese es el proyecto siguiente y estamos dándole con todo al blog PEN Piensa, para difundir

JLD: ¿Cómo se puede hacer para ayudar a PEN?

MT: Pues inscribiéndose; por ejemplo, los escritores pueden inscribirse, hay cuotas, hay que tener uno o dos libros publicados y las cuotas posiblemente 500 o 700 pesos a juicio del miembro. Nosotros difundimos la literatura de los miembros, los invitamos a todas nuestras actividades y también pensamos juntos qué hacer, es importante. Mucha gente no sabe qué es PEN México, ayer alguien me escribió y me dijo “Yo no tengo idea de qué es PEN”. ¡Y es un escritor! Es un escritor culto además. Se trata de eso, de que se conozca a otros niveles.

*Transcripción de Victoria Sandoval

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s