Me enamoré en Troya

Me enamoré en Troya: Séptimo día del FIT Héctor Azar

La guerra acelera las cosas, las hace correr con la velocidad de quien monta un caballo en sueños. Un drama que en tiempos de paz llevaría años en la guerra puede suceder en unas cuántas noches. No hay escapatoria, la guerra es un poderoso vórtice que todo arrastra, que todo consume.

Nos encontramos en Troya, en uno de los últimos días de un asedio que ha durado diez años a causa de una reina de dudosas costumbres. Pero quizá Troya sea la verdadera causa, a todos llama, a todos quiere acoger en su seno, no fue Paris el que incitó a Helena a pecar, sino la atracción que ejercía la ciudad de altas murallas. Es en estos días donde se desarrolla el inconcebible amor de Troilo, príncipe troyano por Crésida, hija de un sacerdote troyano. A pesar de que proclamen la posibilidad del amor veremos que será imposible tal hecho, no hay lugar para algo tan puro o bello en una ciudad como lo es Troya, porque esta ciudad ya ardía aún antes de que el majestuoso caballo penetrara victoriosamente dentro de sus murallas.

La dramaturgia corre a cargo de Ximena Escalante junto con la dirección de Martín Acosta y nos presentan una interesante reinterpretación del drama de William Shakespeare: “Troilo y Crésida”. La acción es violenta, sádica, vertiginosa, los actores aparecen y desaparecen en esta estructura caótica, se escuchan los cantos prolongados que anuncia la resignada Casandra, la desenfrenada lujuria de Paris, dramas de altas esferas que entran en contacto con las pasiones más viles y que los hace tan parecidos a los simples mortales.

Al finalizar la obra, los actores nos concedieron un momento para hablar sobre la obra:

CC: ¿Cuál fue el principal reto de montar en escena algo tan diferente a lo que estamos acostumbrados a ver en el teatro de Shakespeare o con temas de griegos y troyanos?

Me enamoré en Troya: Como lo hemos mencionado la dupla Martín-Ximena es una dupla muy fresca que tienen una estética parecida que utilizan o les gusta utilizar elementos parecidos en sus obras. Martín es un director que le gusta experimentar, que sus actores le propongan, que estén acompañándolo en el viaje y que sus actores le presentemos ideas para que él las junte en su cabeza y podamos hacer lo que vieron hoy. Es un laboratorio donde experimentamos con el cuerpo, la voz, la música y usar esta estructura que nos permiten mucho juego, y es lo interesante de trabajar con Martín, la capacidad lúdica que te permite incluir lo que has aprendido o lo que tú piensas acerca del texto y la cosmovisión que está manejando en una estética en concreto y como actor es fascinante porque verdaderamente estás creando.

CC: De los días que lleva el Festival de Teatro ¿han podido ver algunas obras?

Me enamoré en Troya: No, llegamos ayer muy tarde como a las doce y apenas pudimos ensayar y mañana habrá que volver a montar la obra.

La obra tendrá otra función el día de hoy 28 de noviembre a las 19 horas en el San Pedro Museo del Arte.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s