Tommy Ramone - Imagen pública

Tommy es un punk rocker

Tommy Ramone - Imagen pública
Tommy Ramone – Imagen pública

por José Luis Dávila

Inevitable haber alguna vez gritado “¡hey! ¡oh! ¡Let’s go!”. Lo que se va con el último de ellos, con Tommy, es el affair de la inestabilidad emocional con la composición limpia de canciones sucias; es el coqueteo de la anarquía con el deseo de éxito comercial. De los cuatro, Tommy fue el que más se acercó a emular la duración de las canciones con el tiempo que estuvo a cargo de la batería de la banda, pero no por ello desmerece. Quizá más que nada porque no es el tiempo que haya tocado sino lo que él significaba ahora: la memoria de un género musical completo, de un CBGB lleno de junkies y desclasados con ansia de ver caer al mundo de la moda establecido para establecer el propio; absolutizando de la negación de los absolutos.

Ellos eran una juventud de la que debería aprender nuestra juventud. Una juventud sin pretensiones falsas –porque pretendían, solamente, lo que de verdad querían y no lo que creían necesitar para ser vistos–, llena de vacíos para ser llenados con trabajo y creatividad, con unión entre la diversidad. ¡Qué más! Unidos por un apellido, todos. Eran la juventud de un hombre de sesenta y dos años que acaba de morir el 11 de julio.

Tommy Ramone - Imagen pública
Tommy Ramone – Imagen pública

La música de The Ramones seguirá siendo escuchada por décadas. La música de The Ramones no es caduca porque se sostiene de aquellos que guardan dejos de negatividad activa, esa que hace a la inconformidad una terrible arma contra todo lo que se encuentre petrificado. La música de The Ramones en este momento es lo que menos importa pues es lo que sobrevive en el público.

Sin embargo, la muerte de Tommy Ramone deja un espacio más cercano del que dejaría cualquier otro músico, un espacio del mito, de la figura que se quiere alcanzar. Era el que quedaba como testigo de esos años en que cuatro muchachos decidieron iniciar una nueva vanguardia sin saberlo, ser parte de otra forma de ver el mundo.

Pero, al final, si alguien me preguntara quién era Tommy Ramone, yo diría que era sólo otro punk rocker, y eso es lo que más se tiene que lamentar de esto. Uno menos al cual siempre se le recordará.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s